Resumen: 

Ian McEwan se ha inspirado en Hamlet para su nueva novela que cuenta la historia de un feto que, desde el útero, escucha la radio y mezcla el líquido amniótico con el alcohol que le llega por el cordón umbilical

Un Hamlet nonato

Por Paloma F. Fidalgo

Ian McEwan se ha inspirado en Hamlet para su nueva novela, Cáscara de nuez, que, en el registro irónico de Solar, cuenta la historia de un feto que, desde el útero de su madre, escucha la radio, la televisión, mezcla el líquido amniótico con el alcohol que le llega por el cordón umbilical… Y se entera de los escarceos amorosos de su progenitora, recién separada de su padre, con su tío, y de cómo ambos amantes planifican el asesinato del primero. ¿Acabará todo en tragedia, en ver la cara más amarga del mundo sin ni siquiera pisarlo? Un libro breve, divertido y dignísimo incluso a pesar de no tener la complejidad narrativa de los grandes títulos de McEwan.

Cáscara de nuez · Ian McEwan (Ed. Anagrama)

Fotos: 
Cáscara de nuez, cultura, Ian McEwan, libros